Algo más de 10 días he tardado en leer EN REALIDAD SE MIENTE MUCHO MÁS, de Kerstin Gier. Puede sonar a que ha sido una eternidad, pero todo lo contrario, ya que últimamente me cuesta bastante ponerme a leer...

Llevaba un tiempo detrás de este libro, desde que lo ví en la FNAC y me llamó la atención la portada... Pero me tengo autoprohibido comprarme libros en formato normal, me espero siempre a la edición de bolsillo (salvo excepciones claras). En este caso me alegré porque esta edición tiene una portada más bonita que la otra.

La contraportada cuenta lo siguiente:
Hablar seis idiomas, tener tres carreras y ser capaz de calcular mentalmente la raíz cuadrada de setecientos cuarenta y ocho no han preparado a Carolin para los duros reveses de la vida. Aún no tiene treinta años y acaba de perder al gran amor de su vida. En sentido literal: se ha quedado viuda. Y ahora descubre que es la única heredera de una inmensa fortuna que tiene que disputarse con el hijo de su difunto esposo y ex novio de juventud. En estas circunstancias no es de extrañar que Carolin se emborrache por primera vez, vaya a terapia o se gaste una fortuna en zapatos. Menos mal que no está sola en su desgracia y cuenta con la inestimable ayuda de su hermana y su cuñado, con un farmacéutico un tanto peculiar y con un fox terrier disecado llamado Número Doscientos Cuarenta y Tres...
La verdad es que tengo sentimientos encontrados con este libro.

Tengo debilidad con los libros escritos en primera persona, lo confieso. Así que de primeras, empezamos bien. Y poco a poco me ha ido ganando, con la estructura que me gusta: capítulos cortos. 

Aparte de esos puntos positivos de partida, el libro me ha gustado MUCHO. Me ha parecido una historia delicada y tierna, un poco disparatada a veces pero todo perfectamente comprensible si alguna vez en tu vida lo has pasado realmente mal. ¿Humor? Bueno, no arranca carcajadas, desde luego. Algún puntillo tiene, pero no para volverse locos.

Y digo que tengo sentimientos encontrados porque me ha gustado a pesar de que prácticamente no pasa NADA en todo el libro, y normalmente una historia de estas características (digamos "poco dinámica") me suele aburrir bastante. Pero no ha sido el caso. Evidentemente, he esperado casi hasta la última página un poco de acción (¡por favor!), pero no se ha producido. Ha sido una historia tranquila, monótona, pero bonita en realidad. Deja buen sabor de boca. Es como un día normal y corriente, que en realidad no pasa nada importante o distinto en tu vida, todo es rutinario, igual que ayer y seguramente idéntico a mañana... Pero luego estás en la cama y sonríes porque al fin y al cabo ha sido un buen día. Pues igual.

Es muy probable que este libro aburra o decepcione, lo entendería perfectamente. Por eso es difícil de recomendar: en mi opinión tiene una belleza mundana, poco visible (por decirlo de alguna manera). Espero que, si os atrevéis con él, os guste.

Etiquetas: edit post
4 Responses
  1. a mi me encanta este tipo de libros. Así que no creo que tarde en comprármelo y devorarlo, como has hecho tu.

    Saludos!


  2. Lo dejaré pasar, ¡A mí me gustan las historias un poquito más dinámicas! ¡Me alegro de que hayas vuelto!


  3. Estefania Says:

    Holi! acabo de llegar a tu blog a través de esta reseña (ya que me lo acabo de leer) y me ha encantado.
    Ya tienes una seguidora más!
    Te invito a que visites el mio cuando quieras!

    Besitos!


  4. samii Says:

    nunca e leido nada de este genero chick lit pero por probar no se pierde nada
    muchosbesos


Publicar un comentario